Persona 2: Eternal Punishment, explorando Sumaru City

Persona 2: Eternal Punishment sucede unos meses después de los hechos de Persona 2: Innocent Sin, pero por alguna misteriosa razón ninguno de los personajes involucrados tiene memoria de lo sucedido en la línea anterior, salvo Tatsuya (quién oficiara de personaje principal en Innocent Sin).

El juego sale a la luz en Junio de 2000 para la consola Play Station y tuvo un éxito aún mayor que el de su predecesor, por lo cuál la gente de Atlus comienza a advertir que su saga de rol paranormal se va haciendo un lugar en el público Occidental.

per22_2

El sistema de juego puede dividirse en tres partes bien diferenciadas, primero tenemos Contacto, una serie de opciones que nos permiten entablar conversaciones e intercambio con algunos de los enemigos en pantalla, algo ya típico en la serie Persona, que no apunta simplemente al combate sino también a la diplomacia para resolver los conflictos.

Luego tenemos la posibilidad de crear rumores, que cambiarán el trascurso de la trama y se convierten en una de las facetas más interesantes, ya que uno de los misterios de la ciudad de Subaru es que los rumores, cuando son lo suficientemente populares, pueden convertirse en realidad.

Finalmente, y volviendo al combate, podemos mover a nuestros personajes alrededor de la pantalla, lo que le agrega dinamismo al sistema por turnos.

Maya será la protagonista de Persona 2: Eternal Punishment, una joven periodista de la revista juvenil Coolest que comenzará a investigar los misteriosos sucesos de la Secundaria de las Siete Hermanas, y recibirá una amenaza de muerte por parte del asesino serial “Joker”.

Durante la partida, donde exploraremos la ciudad de Sumaru y aprenderemos a utilizar los poderes de las entidades conocidas como “Personas”, habrá varias referencias y flashbacks hacia los títulos anteriores, Persona: Revelations y Persona 2: Innocent Sin. Y la razón por la cuál solo Tetsuya recuerda los eventos pasados también serán revelados.

Vía: Wikipedia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *