Análisis de Eat Lead: The Return of Matt Hazard para Xbox 360

Recientemente hizo su llegada a la consola XBox 360 el título Eat Lead: The Return of Matt Hazard, de la mano de Vicious Cycle. Ésta compañía desarrolladora ha logrado hacerse un buen lugar en el mundo de los videojuegos, gracias al respetado título de Dead Head Fred. Y sin duda, van en buen camino al reconocimiento popular, ya que Eat Lead no será indiferente, eso denlo por seguro.

eat_lead

En principio, se trata de una propuesta bastante extraña, que mezcla el humor y la acción típica de los videojuegos, donde nuestro héroe (Matt) deberá acabar con los villanos mediante ataques, con combos incluidos.

Es justamente en una exageración de estos elementos típicos que a veces se asoma cuando encontramos una buena dosis de humor. Fue el mismo Pete Andrew, uno de los más altos directivos de D3 (la compañía distribuidora del juego), quien se encargó de hacer hincapié en esto. Pues parece que Eat Lead no deja de hacer constantes parodias a los grandes títulos clásicos y toda la cultura pop en general.

Si bien la intención es clara y bastante noble, al momento de jugar tal vez se hallan elementos que no aportan nada de comicidad a la situación, y logren desconcertarnos de la misión que estábamos llevando a cabo.

La crítica especializada ha puesto la lupa sobre este título, y si bien no ha decepcionado del todo, realmente no se trató de una sorpresa grata como tanto se esperaba. Básicamente, las misiones a cumplir son de una sencillez considerable, con un uso de armas bastante limitado (nuestro héroe sólo podrá cargar con dos pistolas).

La calidad de los paisajes deja bastante que desear, y algo que en lo particular yo considero crucial para dar el veredicto final en un videjuego; su banda sonora. Pues, lamento decilusionarlos, ya que a lo largo del juego sólo tendremos un puñado de tracks (no más de 10) que se repiten constantemente. ¿Tú, lo has jugado? Cuéntanos tu opinión!

Enlace: EatLead

Vía: IGN